El precio de la vivienda de alquiler en la costa española se incrementa el doble que el precio de venta

A día de hoy comprar una casa cuesta un 3,25% más que en 2017, mientras que el alquiler se encarece en un 6,28%

110

ActualitatDiària

El mercado inmobiliario de costa no es ajeno a la tendencia hacia la consolidación que está experimentando el sector residencial español. Si bien en algunos enclaves se registran descensos, predominan claramente los incrementos, tanto en venta como en alquiler. Según el portal inmobiliario www.pisos.com, una vivienda tipo en venta en las playas españolas cuesta, de media, 222.584 euros, un 3,25% más que en 2017, cuando el precio medio fue de 215.579 euros. La variación de 2017 frente a 2016 fue del 19,84%. En cuanto al alquiler, se ha pasado de una renta media de 642 euros semanales a 682 euros, lo que se traduce en un repunte interanual del 6,28%. Entre 2017 y 2016 hubo una subida del 13,57%.

Si en 2017 tenían que pasar 34 años para que el propietario amortizase la compra, suponiendo que se disfrutara del piso dos semanas al año y se alquilara a un tercero ocho semanas más, en 2018 se reduciría a 33 años. En cuanto a la rentabilidad por alquilarlo, esta ha pasado del 2,38% en 2017 al 2,45% en 2018.

“La costa española sigue en plena forma, al hilo de una recuperación generalizada del mercado inmobiliario. El hecho de que la segunda residencia no haya arrojado abultados incrementos de dos dígitos es un claro síntoma de su madurez. Estamos ante un activo cada vez más rentable, algo que han sabido ver todos los que se plantean este activo como inversión”, afirma Ferran Font, director de Estudios del portal web. El experto señala que “las zonas más cotizadas continúan mostrándose fuertes, mientras que otras aún deben afianzarse para convertirse en destinos turísticos de primera línea”.

Los pisos medios más caros en venta están en Costa Vasca (462.505 €), Costa del Garraf (424.445 €) y Costa Brava (354.672 €), al igual que el año anterior, mientras que los más económicos se localizan en Costa de Almería (119.204 €), Rías Altas (133.469 €) y Costa Cálida (136.394 €), que adelanta a Costa de Azahar como la tercera más económica en 2017. Atendiendo a las variaciones respecto al año pasado, 13 costas presentan repuntes. Las que más crecen son Costa Blanca (9,75%), Islas Baleares (9,31%) y Costa del Sol (9,29%), en contraposición a las que más bajan, que son las Rías Altas (-7,68%), Costa de Almería (-5,88%) y Costa Vasca (-5,46%).

Al igual que en 2017, los litorales de Almería (407 €/semana), Rías Altas (425 €/semana) y Rías Baixas (461 €/semana) son los más asequibles para el alquiler, mientras que Baleares (1.587 €/semana), Costa Brava (1.105 €/semana) y Costa del Garraf (950 €/semana) son los más costosos. Costa Blanca (10,89%), Costa de la Luz (10,83%) y Costa Cálida (10,81%) son las zonas que más han subido frente a 2017. Las costas que más han bajado sus rentas son Rías Altas (-4.71%), Costa de Cantabria (-3,87%) y Costa del Sol (-0,96 %). Respecto a la rentabilidad, se mantiene el ranking del año anterior, de modo que las costas que más beneficios reportan a los propietarios son Baleares (3,99%), Costa Cálida (3,37%) y Costa de Valencia (3,20%). Costa Vasca (1,45%), Costa del Garraf (1,79%) y Costa de Cantabria (2%) son las zonas donde menos se gana con el alquiler.

Deixar resposta

Per favor, escriu el teu comentari!
Per favor, escriu el teu nom ací